Ventajas de la terapia psicológica

Aunque estamos en pleno siglo XXI, para muchas personas que hacer una visita al psicólogo es un sinónimo de debilidad, aunque puede hacer que pases a tener una mayor fortaleza en lo emocional, dándote las herramientas que necesitas de cara a una mejor adaptación a las situaciones complicadas que te pueden suceder en la vida.

¿Cuándo se debe ir a un psicólogo?

Acudir a terapia es una decisión de gran inteligencia y valor, pues en muchas ocasiones, quien necesita de ayuda no es consciente de que tiene un grave problema y evitar admitirlo, Hay muchas personas que no saben que en su estado tendrían que visitar al psicólogo, especialmente por las creencias equivocadas que hay sobre la psicoterapia y quienes van dirigidas. En opinión de Maribel Paz, una de las mayores expertas del mundo de la psicología en España, hay que dejar los prejuicios atrás. Los psicólogos pueden ser de gran ayuda, pero hay que confiar en ellos y, eso sí, siempre elegir un psicólogo de confianza y con el que te encuentres de verdad a gusto.

Razones por las que tendrías que ir al psicólogo

Tenemos que saber que los psicoterapeutas profesionales que se ocupan de la salud mental están especializados en esta clase de problemas, por lo que nos puede dar mucha fuerza de cara a poder afrontar los problemas de nuestra vida diaria y contar con una vida de mejor calidad.

Vas a poder sentirte mejor

Hay que luchar contra los problemas que nos ocasionan dolor o molestias, por lo que no debes dudar al hablar con toda confianza y abrirse al profesional. Eso sí, siempre que a uno le escuchen y que no te sientas juzgado por tus sentimientos. Cada persona expresa realmente cómo se siente y cuando se libera la carga desde el punto de vista de las emociones, se siente alivio. A ello se le llama catarsis y hablamos de la purificación y de la liberación de las emociones más negativas.

Da una serie de herramientas para poder derrotar a los conflictos

Los conflictos son algo de lo más cotidiano en nuestra vida y muchas veces también son de gran ayuda cuando queremos crecer como individuos.

En este sentido, las sesiones de psicoterapia son de enorme ayuda para lograrlo. De esta forma se pueden percibir los conflictos de forma distinta y nos afectarán menos. Para ello hay que relativizar las situaciones tensas y la importancia que podemos darle.

Nos ayudar a cambiar creencias que nos pueden limitar

Tanto los valores como las creencias que se tienen son los responsables y dan coherencia al modelo de vida en el mundo, siendo las que nos pueden ayudar a ver el mundo de forma más sencilla.

Algunas, eso sí, nos pueden llegar a limitar, pes las podemos ir adquiriendo a lo largo de nuestra vida, por lo que el psicólogo puede ser de importante ayuda para identificarlas, probarlas, etc.

Ayuda a vivir en armonía, tanto contigo mismo como con las otras personas

Las terapias nos ayudan a conocernos mejor y superar así las crisis de tipo existencial que podamos tener, como pueden ser los problemas de pareja u otra clase de temas. Se encuentra la paz interior y eso no tiene precio alguno.

Confidencialidad de las sesiones

La relación que establecemos con el psicólogo es confidencial y profesional, por lo que lo que se cuenta en la sesiones con el psicólogo son un secreto que tendrás entre el terapeuta y tú.

Relación de confianza y empatía

El psicólogo que te trate tendrá que ser realmente profesional y mostrar gran conocimiento, sin juzgarte y la formación puede ayudarte para que se genere la relación de confianza y empatía que necesitas para poder expresarse sin ningún tipo de temor.

Asesoramiento de parte de un profesional

Recordemos que son unos profesionales que tienen unos conocimientos grandes sobre el ser humano. Esta clase de terapia no consiste en contar nuestros problemas a amigos o familiares, pues ellos cuenten con una base de gran solidez que tiene el importante aval de la ciencia.

Nos empodera frente a la vida

De los objetivos de mayor importancia podemos citar que la relación que se produzca entre el terapeuta y el paciente no termine siendo una relación donde reine la dependencia, pues el psicólogo lo que hace es ayudarnos a tomar los mandos de nuestra vida e ir adquiriendo una serie de habilidades que van a ser bastante útiles en nuestra vida diaria.

Así que ya sabes, busca y elige bien el profesional y confía en él, pues seguro que consigues resolver tus problemas.